Llega el verano y ansiamos disfrutar de la familia en compañía de nuestras mascotas. Es importante que acudamos a visitar una clínica veterinaria en Usera (Madrid) para disfrutar las vacaciones sin que nuestros animales puedan enfermar debido a los incómodos parásitos.

Los parásitos son seres vivos que sobreviven a costa de otro de distinta especie, nutriéndose de él para debilitarlo. Algunos podemos verlos, pero otros son imperceptibles porque se alojan en el interior de su organismo.

De ahí la necesidad de acudir a una clínica veterinaria en Usera (Madrid) con la finalidad de llevar un control periódico de las vacunas y de la desparasitación. Es aconsejable una rutina preventiva y a lo largo de toda vida del animal, especialmente cuando son cachorros, debido a que su sistema inmunológico es más vulnerable que el de los adultos.

Tanto los parásitos internos (gusanos planos o gusanos redondos) como en el caso de los externos (piojos, mosquitos, garrapatas, pulgas y ácaros), todos generan una serie de problemas. Motivos suficientes para estar prevenidos:

- Atentan contra su salud y son transmisibles, como el caso de la zoonosis, es decir, el contagio de infecciones entre animales y humanos.

- Aunque las mascotas no salgan de casa, pueden introducirse a través de nuestro calzado o ropa.

- Problema de salud grave: en algunas ocasiones, provocan la muerte del animal.

De este modo, estaremos alertas ante síntomas como señales de picor y lesiones por rascado, heces con pequeños gusanos blancos y pelo más opaco y sin brillo. También pérdida de peso y de sangre, que provoca anemia. Y otras manifestaciones, como presencia de diarrea y vómitos, alergia, etc.

Desde Clínica Veterinaria Parque sabemos lo importante que es tu mascota para ti y tu familia. Por ello, llevamos un control periódico de vacunas y desparasitación mediante sistemas innovadores e instalaciones donde el animal será tratado en unas condiciones muy agradables.